Noticias

Un nuevo informe denuncia el coste ambiental y social de los biocombustibles en América Latina
16/09/2008
Ante la votación, hoy mismo, de la Comisión de Industria del Parlamento Europeo sobre el objetivo de introducción del 10% para 2020 de biocombustibles en la UE, varias ONG han aprovechado para presentar nuevos informes que denuncian el impacto de estos carburantes y realizar acciones de presión para conseguir un voto negativo de los parlamentarios.

La rápida expansión de los agrocombustibles en América Latina plantea un escenario de grandes beneficios empresariales y escasos beneficios para la población local, según un nuevo informe presentado ayer por Amigos de la Tierra Internacional bajo el título Fomentando la destrucción en América Latina.

Según la ONG internacional, “la producción de agrocombustibles está aumentando de forma espectacular para satisfacer los mercados internos y, de forma creciente, las demandas de diesel y gasolina de Europa y los EE.UU". El informe denuncia que el aumento de la cantidad de tierras destinadas al cultivo para biocombustibles “conlleva la deforestación y la destrucción de la fauna y flora, el incremento de los conflictos por la tierra y la expulsión de las comunidades rurales, proporcionando pobres condiciones laborales y contaminación ambiental”.

Paul de Clerck, portavoz de Amigos de la Tierra Internacional, considera que “más agrocombustibles significan que las multinacionales agrícolas, los especuladores financieros y los grandes terratenientes obtendrán grandes beneficios a costa de la población y del medio ambiente”.

Monocultivo con gran consumo de agua 

En Fomentando la destrucción en América Latina se vuelve a incidir en que la producción de biocombustibles está basada en grandes monocultivos de materias primas altamente dependientes de pesticidas químicos, fertilizantes y grandes cantidades de agua; y que “las condiciones de trabajo son a menudo muy pobres, con condiciones consideradas de moderna esclavitud, siendo bastante normal la utilización de trabajo infantil”.

Según Lucía Ortiz, coordinadora de Amigos de la Tierra Brasil, “el conflicto social y los problemas ambientales se verían exacerbados con los objetivos obligatorios de la UE para el uso de agrocombustibles. El aumento de la demanda europea no es una solución a las crisis climáticas y energéticas: la solución es reducir el consumo y ahorrar energía".

El informe presentado por Amigos de la Tierra Internacional no es la única forma de protesta que tiene lugar antes de que la Comisión de Industria del Parlamento Europeo vote hoy sobre el objetivo del 10% de los biocombustibles para 2020. Varias organizaciones ecologistas, de cooperación y otros colectivos han enviado una carta conjunta a los eurodiputados solicitándoles un voto negativo para estos objetivos.

 

 

Fuente:  Energías Renovables

 

 

 


Bioenergía - Namibia podría abastecerse de energía sólo con sus arbustos

 

La biomasa resuelve dilema de alimentos o combustibles

 

Basura convertida en energía eléctrica

 

 

 

 

 

Copyright: 2007 - Afinidadelectrica.com. Contacto: . Diseño y Desarrollo Web: Centraldev. Alojado en Dreamhost.