Noticias

Traen usinas eléctricas como las usadas en Irak
17/08/2008
Son móviles e iguales a las que EE.UU. usó en la guerra. Las dos primeras irán a Pilar.

Nacieron de una necesidad militar para apuntalar el avance y la permanencia prolongada de las tropas en los territorios ocupados. De la mano de EE.UU., tuvieron su prueba de fuego en la guerra y posterior ocupación del territorio de Irak. Y ahora están a punto de comenzar a prestar servicio en la Argentina con el fin de reforzar la oferta de energía eléctrica.

Se trata de las usinas móviles de generación eléctrica que pueden funcionar tanto con gas, como gasoil y que en dos semanas harán su debut en la provincia de Buenos Aires.

Son centrales que están montadas sobre cuatro trailers que se trasladan en camiones y que tienen una capacidad de generación de 25 MW cada una.

Las dos primeros generadores móviles se ubicarán en la localidad bonaerense de Matheu y estarán conectados al sistema eléctrico en la estación transformadora que la empresa Edenor tiene en Pilar. Con la producción de esas usinas, las autoridades del ministerio de Planificación buscan garantizar el suministro en una zona crítica y mejorar la calidad de servicio para los usuarios de la zona norte del Conurbano.

Entre los meses de setiembre y noviembre, se sumarán otros nueve equipos similares que estarán instalados en Olavarría, Dolores, Paraná, Concepción del Uruguay y la cordobesa Bel Ville.

Las usinas cuentan con un generador derivado de una turbina de avión que desarrolló el grupo nortemaericano General Electric (GE).

Las centrales que arribaron al país pertenecen a la filial argentina de GE y a la empresa local Emgasud, que controla el empresario patagónico Alejandro Ivanisevich. Forman parte del programa "Energía Delivery" que lanzó el Gobierno el año pasado y en total la inversión realizada por GE y Emgasud en las generadores móviles asciende a US$ 120 millones.

El programa Energía Delivery fue implementado por la administración kirchnerista con el fin de contar en el corto plazo con generación eléctrica suficiente para atender los puntos más vulnerables en materia de abastecimiento eléctrico.

Entre las dos licitaciones realizadas entre fines de 2007 y principios de este año, el Gobierno --por intermedio de la estatal ENARSA-- logró adquirir cerca de 1.000 MW adicionales de generación con centrales de pequeño porte que fueron enviadas a distintos lugares de las provincias de Buenos Aires, Santa Fe, Córdoba, Formosa, La Rioja, Chaco y Santiago del Estero.

En el caso de las usinas móviles, ENARSA suscribió contratos de alquiler por un plazo de cinco años que cuentan con dos modalidades. Si las empresas privadas aporten el gas, cobrarán entre US$ 60 y 70 por MW. En cambio, si el combustible --gas o gasoil-- es provisto por el Gobierno, las operadoras percibirán un promedio de US$ 15 por cada MW entregada al sistema.

Junto con las centrales móviles y fijas, ENARSA también contrató cuatro usinas flotantes que de 100 MW cada una que deberían entrar en operaciones hacia fines de año. Los puertos con más chances de recibir las barcazas generadoras son Necochea, San Nicolás y Barranqueras.

 

 

 

 

Fuente: Clarín

 

 

 

Se compran más grupos electrógenos por el creciente temor a la crisis

 

 

La energía en penumbras - El desabastecimiento como problema regional

 

 

Rex, el primer perro rastreador de fallas eléctricas

Copyright: 2007 - Afinidadelectrica.com. Contacto: . Diseño y Desarrollo Web: Centraldev. Alojado en Dreamhost.