Noticias

Ya se discute subir las tarifas eléctricas
29/07/2008
El titular del gremio de Luz y Fuerza, Oscar Lescano, dijo que en los próximos días se anunciará un ajuste del 20%; el ex secretario de Energía Daniel Montamat señaló que es un "costo político que no quiso pagar Néstor Kirchner"

Las tarifas eléctricas, congeladas desde 2001, saldrán del freezer: ya se discuten subas de luz; y en el sector esperan alzas en el gas también.

El responsable del sindicato de Luz y Fuerza, Oscar Lescano, anticipó que en los próximos días se anunciará un ajuste en las tarifas de energía. Consultado por los medios, precisó que la luz aumentará un 20% y que alcanzará al 50% de los usuarios residenciales.

Según apuntó, los usuarios de menor consumo serán excluidos. A partir de 300 KW por bimestre -puntualizó- el ajuste será gradual.

"Será un reacomodamiento que tendrá en cuenta las deudas que hay con las empresas, y se les va a trasladar la totalidad o parte de las multas que se cobraron" a través del programa oficial de racionalización de la energía (Puree), explicó Lescano.

El economista especializado en energía, Alieto Guadagni, explicó a lanacion.com que era "imperiosa" está discusión que empieza a darse. "Es inminente la suba", dijo; y se explayó: "El único que invierte en energía es el Estado y esto no alcanza para superar las carencias del sector".

Consultado sobre el porcentaje de ajuste que tendrá la luz, respondió con una comparación: los cordobeses pagan un 80% más que los porteños, los santafecinos, un 90% más. "Es una buena referencia, porque no hay mucha diferencia de costos". Los brasileños, en cambio, pagan 25 veces más.

El ex secretario de Energía Daniel Montamat, también mencionó ante lanacion.com el "muy importante divorcio" entre las tarifas eléctricas de la Argentina y las del resto de la región, sobre todo a nivel residencial; "es más -agregó- hay diferencias tarifarias importantes entre la Capital y el Conurbano y el interior del país".

Planteada esta situación, dijo, y como "la administración anterior no quiso pagar costos políticos, ahora los aumentos recaen en ésta".

Agregó que las consecuencias de los aumentos van a impactar en la gente, "que soporta inflación de dos dígitos". Para subsanarlo, sugirió, "hay que diseñar una tarifa social basada el algún indicador objetivo de capacidad de ingreso, porque el nivel de consumo eléctrico como base del subsidio es una mala aproximación a la necesidad de los que menos tienen y hay que proteger".

Gas, en agenda

El economista jefe del estudio Orlando Ferreres & Asociados, Fausto Spotorno, dijo a lanacion.com que "las tarifas de energía eléctrica, así como las de gas deben comenzar a actualizarse de inmediato, porque están muy rezagadas y hoy se están pagando vía impuestos a través de los subsidios del Sector Público y eso no es lo más eficiente porque no lo paga quien la usa sino el que paga impuestos".

En la Argentina el costo de la energía eléctrica residencial es de 22,7 US$/Kwh muy por debajo de los 96,3 US$/Kwh que pagan el resto de los países del Mercosur. En este esquema el alza de tarifas eléctricas debería llegar a ser al menos un 80% del precio que tiene en los países vecinos".

Según consideró, "esa cifra es demasiado alta para hacerlo de una sola vez y también se debe tener en cuenta que no todos podrán pagarlo. Por lo tanto, será necesario tener una tarifa social que contemple a la gente de bajos ingresos, jubilados etc".

Específicamente respecto del gas, Guadagni sostuvo que la situación es "dantesca" ya que cuesta hasta 25 veces menos que en un país como Brasil.

Este bajo precio en el servicio le costó a la Argentina, según este especialista, la pérdida de la mitad de las reservas. "Se produce menos que lo que se consume, entonces la falta se suple con gas importado carísimo". Guadagni pronosticó que estos "precios de ficción" se terminarán en breve, sobre todo, por razones fiscales.

El experto en energía repasó la nómina de subsidios que destina el Estado para contener los precios de la energía (más de $20.000 millones este año) y contrastó: "Ya no hay más margen para seguir aumentando el gasto más que los ingresos; subir tarifas es el primer paso para reducir el gasto".

Spotorno coincidió con Guadagni en señalar que ajustar tarifas, si bien es necesario, no es suficiente; "también se debe establecer un marco regulatorio clave y estable para darle certeza a las empresas", dijo Spotorno.

 

 

 

Fuente: La Nación

 

 

Luces y sombras en el horizonte: Los desafíos del sector energético

Copyright: 2007 - Afinidadelectrica.com. Contacto: . Diseño y Desarrollo Web: Centraldev. Alojado en Dreamhost.