Noticias

Reconocen que hubo "pedidos" para consumir menos electricidad
26/06/2008
No hay energía suficiente. Así lo reconocieron en esta ciudad, durante el precoloquio de IDEA, muchos de los ejecutivos cuyas plantas padecieron cortes de electricidad o de gas.

Cada vez que el Gobierno dispone restricciones, todo se hace en secreto, sin pedidos escritos ni documentos que lo acrediten. Así, se sabe que las firmas perjudicadas por el racionamiento eléctrico son cada vez más, pero en el sector privado prefieren callarlo. Conclusión: como el Gobierno cada vez publica menos datos del sistema eléctrico y las compañías no lo reconocen públicamente, se ignora a veces cuál es la magnitud real de la crisis energética.

Ayer, aquí algunos no tuvieron tantos complejos. "Nosotros recibimos el pedido de que consumiéramos menos", reconoció a LA NACION Pablo Devoto, CEO de la alimenticia Nestlé. "¿Y cumplen con el pedido?", se le preguntó. "Por supuesto que cumplimos. Siempre cumplimos", contestó.

El problema sobreviene cuando las interrupciones provocan recortes en la producción. Ocurrió, por ejemplo, con la industria automotriz durante julio del año pasado, tras recurrentes inconvenientes con el gas y la electricidad. Arturo Acevedo, presidente de la acerera Acindar, dice que la semana pasada tuvo interrupciones eléctricas. Acevedo es un ejecutivo siempre equilibrado en las declaraciones. Pero no habló, como suele hacer el Gobierno, de "uso eficiente de la energía en los picos de consumo": simplemente dijo "cortes". La energía es -junto con la inflación, el alza en los costos y la caída en las expectativas- una de las razones por las cuales Acevedo cree que la Argentina crecerá menos durante el segundo semestre.

Cuando sube la demanda, como en estos días, desde la Secretaría de Comercio Interior, que conduce Guillermo Moreno, o desde la Subsecretaría de Coordinación del Ministerio de Planificación, a cargo de Roberto Baratta, se presiona a las empresas para que bajen la carga eléctrica. El año pasado lo sufrieron unas 5000 compañías de todo tipo durante 69 días consecutivos. También ocurre con el gas: este año se han sumado, entre los damnificados, grandes usuarios industriales que tienen servicio firme, es decir, que pagan una reserva de capacidad a cambio de asegurarse el suministro (lo opuesto al contrato "interrumpible", que paga menos tarifa y se expone al racionamiento).

De ahí tanta preocupación empresarial. Alejandro López Moriena, gerente de la compañía alimenticia Adecoagro, reconoció la inquietud, pero se centró en las soluciones. "El tema energético preocupa. Pero también hay que ingeniárselas para utilizar fuentes alternativas", concluyó

.

 

Fuente: La Nación

Más NOTICIAS eléctricas 

 

Copyright: 2007 - Afinidadelectrica.com. Contacto: . Diseņo y Desarrollo Web: Centraldev. Alojado en Dreamhost.