Noticias

Calor líquido
23/04/2008

Se acerca el invierno, y los primeros fríos aceleran las necesidades de equipamiento. Más allá del sistema que se elija para la climatización, el comienzo de la decisión implica realizar un cuidadoso diagnóstico térmico: el cálculo que da como resultado la cantidad de calorías para calefaccionar un ambiente surge del metraje total, la cantidad de aberturas, la medida de las mismas y la altura del techo, además de la temperatura promedio del exterior.

Una vez realizado el balance, el segundo paso es conocer las distintas opciones que ofrece el mercado. Cada sistema ofrece ventajas respecto a otros y éstas se adaptan, en mayor o menor medida, a las propias necesidades.

Los sistemas más difundidos actualmente se pueden clasificar en dos grandes grupos: los sistemas de calefacción por agua, y por aire frío/calor. En esta entrega se desarrollará el primero.

Sistemas por agua

Los sistemas de calefacción por agua funcionan, por un lado, con elementos productores de agua caliente alimentados con gas o electricidad, y por otro con agentes de transmisión del calor. Carrier ofrece toda una línea de calderas murales de origen europeo, que se dividen en tiro natural o tiro forzado. Serán sólo de calefacción cuando alimentan un circuito cerrado de calefacción por radiadores o piso radiante, o bien de doble servicio, cuando proveen además el agua caliente sanitaria.

En este último caso se deberá tomar precaución respecto del uso simultáneo para prever que el caudal por calentar no exceda la capacidad de la caldera.

Peisa produce y comercializa una amplia gama de productos para climatización por agua caliente alimentados con gas y electricidad. “El sistema se compone de una central térmica o caldera, que se alimenta con gas natural o envasado. Dicha central calienta agua que es distribuida mediante tuberías de bajo diámetro de cobre o plástico a los radiadores, fan-coils o piso radiante”, señala Fernando Requiere, del departamento de marketing de la firma. Según Requiere, la amplia gama de calderas que comercializa Peisa cubre las necesidades desde una vivienda unifamiliar hasta grandes proyectos, con potencias que van de 20.000 Kcal/h a 1.200.000 Kcal/h. En el caso de los radiadores, son fabricados con aleación de aluminio y se presentan en una amplia variedad de diseños y tamaños, lo que posibilita la perfecta adecuación a cada ambiente. Incluso hay una versión eléctrica que funciona independientemente, conectada a 220 voltios.

“Electra Fabrica en Italia los chillers frío calor: son la última tendencia en Europa y países del Primer Mundo, ya que aprovechan la eficiencia del principio de funcionamiento de los modernos equipos de aire acondicionado para calefaccionar. Es decir, utilizan energía eléctrica, recurso renovable, para su funcionamiento, con un promedio de eficiencia de 3 kW/kW, o sea, entregan aproximadamente tres veces la energía que consumen, haciendo muy económico su funcionamiento, mientras que las calderas no llegan a entregar el 90% de la energía que consumen”, señala Damián de Alzáa, gerente comercial de la firma.

 


Fuente: La Nación

Más tecnología


Copyright: 2007 - Afinidadelectrica.com. Contacto: . Diseño y Desarrollo Web: Centraldev. Alojado en Dreamhost.