Noticias

La energía eólica desafía el crac y genera negocios por más de u$s600 M en el país
16/04/2009

En tiempos en que las alternativas de negocios aparecen menguadas por los alcances de un declive económico en franco ascenso, la energía eólica vuelve a transformarse en una opción atractiva para las empresas que buscan nuevas oportunidades.

La decisión del Gobierno de avanzar con la instalación de parques que aseguren, de aquí a tres años, una producción total de 300 megavatios (MW), abre la puerta a movimientos comerciales y de creación de empleo por más de u$s600 millones.

Atentas al horizonte propicio que exhibe el sector, compañías como IMPSA, del grupo Pescarmona, y la patagónica NRG, lideran los principales proyectos promovidos por el Estado. Ambas compañías tienen a su cargo la instalación de equipamiento en Comodoro Rivadavia, Chubut, para la concreción del programa Vientos de la Patagonia I, una iniciativa que le asegurará a la provincia 60 MW de energía renovable.

Pescarmona ya instaló su primer prototipo de aeroturbina y NRG estaría haciendo lo propio antes de junio. El rendimiento de esta capacidad inicial instalada será evaluado hasta octubre y, una vez ajustado a certificaciones internacionales, desde la provincia se liberará la autorización directa que habilita la instalación de un parque de 60 MW en territorio chubutense.

“Esta propuesta viene a sumarse a lo instalado en Comodoro Rivadavia, que ya produce 17 MW de origen eólico. El primer parque comenzó a funcionar en 1994 y hoy cuenta con 26 máquinas en funcionamiento, las cuales fueron siendo instaladas por etapas. El nuevo parque retoma los incentivos para el desarrollo de energía eólica que fueron abandonados en tiempos de Menem y De la Rúa”, explicó a iProfesional.com Héctor Mattio, director del Centro Regional de Energía Eólica (CREE), ente que coordina y evalúa del desarrollo de la alternativa energética en el país.

Considerado el mayor especialista argentino en energía eólica, Mattio sostuvo que la puesta en marcha de Vientos de la Patagonia I no hace más que cumplir con los preceptos de la ley 26190 promulgada en 2007, la cual establece que el 8% de la matriz energética de la Argentina para 2015 debe ser provista por alternativas renovables.

“Para acercarnos a ese margen se está trabajando para lograr una producción de 300 MW en alrededor de tres años. Sesenta de esos MW corresponderán a Vientos de la Patagonia I, mientras que otros 60 provendrán del futuro Vientos de la Patagonia II (Santa Cruz), 100 de Vientos del Buen Aire (en provincia de Buenos Aires), y el resto de parques que se instalarán en La Rioja, Neuquén y Río Negro”, dijo

Los próximos Vientos de la Patagonia II y Vientos del Buen Aire también serán desarrollados por Pescarmona y NRG. Aunque todo dependerá de las certificaciones y buenos resultados que arroje la primera experiencia en Comodoro Rivadavia.

Más allá de los protagonistas, la oportunidad de negocios resulta altamente atractiva: la instalación de un parque eólico de 60 MW contempla la instalación de cerca de 40 aeroturbinas, lo cual demanda una inversión cercana a los u$s120 millones.

La decisión oficial de alcanzar un volumen total de 300 MW para 2012 garantiza a los proveedores posibilidades de negocios por hasta u$s600 millones en el mediano plazo.

Etapas
Mattio comentó que la decisión de incrementar el desarrollo de parques eólicos en distintos puntos del país parte de una acción conjunta de la estatal Enarsa y los gobiernos provinciales.

“Cada plan es visto como una oportunidad para generar nuevos puestos de trabajo, además de asegurar energía limpia y renovable. Si bien propuestas como ‘Vientos de la Patagonia I’ vienen frenadas desde el 2006, Argentina cuenta con capacidad tecnológica para recuperar el auge que alguna vez hubo en los años ‘90”, señaló.

Una muestra de la decisión por retomar la senda perdida parte de los lineamientos fijados por Chubut para Vientos de la Patagonia I. Así, el proyecto fija que el 60% de los componentes de las aeroturbinas a instalar sean de fabricación nacional.

“Ya para Vientos de la Patagonia II y Vientos del Buen Aire se contemplará que los equipos sean desarrollados 100% en el país. IMPSA y NRG podrían cumplir con este requisito, y lo mismo creemos de INVAP, que tiene un proyecto para desarrollar un equipo capaz de producir 1.5 MW”, indicó.

Escenario
En la actualidad, la Argentina cuenta con una capacidad de generación instalada por el Estado de 29,5 MW. Cutral-Có, Punta Alta, Tandil, Darregueira, Mayor Buratovich, San Juan y Comodoro Rivadavia son algunos de los puntos que ya cuentan con aeroturbinas instaladas y en funcionamiento.

En la mayoría de los casos, los proyectos fueron impulsados por las cooperativas eléctricas de cada lugar. Pero también existen otras iniciativas privadas con posibilidades de desarrollo que permitirían alcanzar el 8% de cuota de energía renovable fijado para dentro de 6 años.

“Está el proyecto Malaspina en Chubut, por ejemplo, que contemplaría la instalación de 40 molinos eólicos y una producción de 80 MW, o Ingentis, también en la misma provincia, que garantizaría otros 100 MW si es concretado”, detalló Mattio (foto, derecha).

Otra propuesta privada de relevancia es el parque eólico Arauco, en La Rioja, cuya licitación para el desarrollo de la segunda etapa del proyecto acaba de quedar en manos de Pescarmona.

A través de IMPSA el grupo instalará 12 aerogeneradores de 2,1 MW en un parque que, financiado por el Banco Nación y la provincia de La Rioja, demandará una inversión total de $230 millones.

En este caso, los equipos contarán con tecnología desarrollada 100% en el país –serán fabricados en el departamento mendocino de Godoy Cruz–, y se espera que Arauco esté funcionando a pleno en el transcurso de 2010.


“La industria eólica crece a razón de 30% por año en todo el mundo. Argentina tiene todo para recuperar terreno en la región, y no estar tan lejos de países como Brasil, que en un principio estaba detrás de nuestro país y hoy cuenta con una capacidad instalada de 300 MW. Y que ascenderá a 1.000 MW para 2010”, comentó.

Según Mattio, sumando iniciativas estatales y privadas, la Argentina podría alcanzar los 700 MW para 2012. “Todo dependerá de la voluntad política y las inversiones”, dijo. Y añadió: “Y también del viento, claro. Como sucede con el agua en las hidroeléctricas, si no sopla entonces no habrá energía que garantizar”.

 


Fuente: Infobae

¿Qué es la energía eólica?

Energía Eólica - Ventajas y desventajas

El Parque eólico de Arauco será el más grande de la Argentina

 

 

 

Copyright: 2007 - Afinidadelectrica.com. Contacto: . Diseño y Desarrollo Web: Centraldev. Alojado en Dreamhost.