Noticias

Argentina se unió al apagón mundial
29/03/2009
La Ciudad de Buenos Aires, La Plata, San Luis y Rosario apagaron la luz durante una hora en monumentos y edificios públicos simbólicos.

Pese a que la Selección argentina jugó contra la venezolana en el mismo horario y acaparó la atención de buena parte del país, en la Capital Federal, La Plata, San Luis, Rosario y algunas otras ciudades del interior se sumaron a la campaña mundial para llamar la atención sobre el cambio climático y se apagó la luz durante una hora, en monumentos y edificios públicos simbólicos.

Los distritos nacionales se sumaron a la campaña mundial "La Hora del Planeta" de 20.30 a 21.30, por iniciativa de la organización World Wildlife Fund (WWF) y la Fundación Vida Silvestre, entre otras entidades ecologistas, que congregó a cientos de ciudades del planeta.

En la Ciudad de Buenos Aires estuvieron sin iluminación el Obelisco, el Monumento de los Españoles, la Pirámide de Mayo, el Monumento al General San Martín y el monumento a los Dos Congresos, entre otros.

En una extraña interpretación de la consigna, la Agencia de Protección Ambiental porteña también organizó durante el mismo horario un espectáculo de iluminación especial y sonidos para toda la familia en la Plaza Rubén Darío, en Figueroa Alcorta y Austria.

Los rosarinos también se sumaron a la cruzada: la Municipalidad de Rosario dispuso que se apaguen las luces en edificios emblemáticos como el Monumento, el Palacio de los Leones, centros de distrito y museos.

El gobierno puntano hizo lo propio y realizó un llamamiento a los habitantes de San Luis a apagar las luces y a desconectar los artefactos eléctricos durante sesenta minutos.

Al “apagón mundial” le seguirán otras acciones de concientización a nivel mundial para llamar la atención de los presidentes en todo el planeta antes de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Cambio Climático", que se realizará en Copenhague, Dinamarca, entre el 7 y el 18 de diciembre.

El mundo a oscuras

El apagón mundial comenzó en las islas Chatham, a unos 800 kilómetros al este de Nueva Zelanda, y siguió en 44 ciudades del país, para continuar en Nueva Zelanda, donde la propuesta contó con la participación en residencias y edificios públicos.

WWF esperaba contar con la participación de 4.000 ciudades en 88 países de todo el mundo.

Desde el punto de vista del huso horario, la primera metrópoli que demostró su compromiso con la causa fue Sydney, en Australia, que se vio seguida por otras grandes ciudades como Tokio, Pekín, París y Madrid.

En la capital china, el estadio olímpico, el "Nido de pájaro", quedó a oscuras, mientras que en Egipto se apagó la iluminación de las pirámides y en Roma la de las instalaciones del Vaticano.

En Alemania, las ciudades de Hamburgo, Berlín y Bonn también participaron en la iniciativa. En Berlín se apagaron las luces del Ayuntamiento Rojo y en Hamburgo no sólo casi toda la ciudad se sumó a la propuesta, sino que además las autoridades decidieron apagar las luces de la Iglesia de St. Michaelis y del ayuntamiento.

La Torre Eiffel de París se sumió en la oscuridad, al igual que la Acrópolis en Atenas, donde cientos de residentes caminaron con faroles en señal de preocupación por el medio ambiente.

Los cálculos señalan que en Grecia la iniciativa contó con el apoyo de unas 50.000 viviendas particulares y 1.000 tiendas en 400 municipios. Asimismo, el palacio presidencial, las instalaciones del Parlamento e incluso una de las pistas del aeropuerto internacional de Atenas se sumaron al gesto de la oscuridad.

Las luces del Empire State, Nueva York, las cataratas del Niágara y la Estatua de Cristo Redentor, Río de Janeiro, también eran candidatas a dejar de brillar por 60 minutos. En México, en tanto, se sumarán a la iniciativa el Palacio Nacional y la Catedral de Ciudad de México y la alcaldía capitalina.

De cumplirse las expectativas de los organizadores, al terminar el día mil millones de personas habrán pasado una hora a oscuras en más de un millar de ciudades alrededor del globo.

Los precursores

La idea de dejar el mundo a oscuras por unos minutos proviene de Sydney, que en 2007 se convirtió en la primera ciudad en apagar las luces durante una hora. El año pasado se unieron otras 500 ciudades.

El secretario general de Naciones Unidas, Ban Ki-moon, llamó la semana pasada a unirse a la iniciativa: "'La Hora del Planeta' es un medio para que los ciudadanos envíen un claro mensaje", declaró.

La acción tiene lugar un día antes de iniciarse la ronda de preparación en Bonn para la Conferencia Climática de la ONU que se celebrará en Copenhague donde 190 naciones se reunirán en diciembre para la nueva firma del protcolo contra el cambio climático.

 

 

 

 

Fuente: Crítica de la Argentina

 

 

 

Earth Hour 2009: La hora en que el mundo se une contra el cambio climático

Comenzó en varias ciudades el apagón mundial para alertar sobre el cambio climático

Earth Hour 2008 - El 29 de marzo el mundo apaga las luces

Copyright: 2007 - Afinidadelectrica.com. Contacto: . Diseño y Desarrollo Web: Centraldev. Alojado en Dreamhost.